El Defensor del Pueblo bonaerense advirtió que el incremento de la tarifa de gas “no es proporcional con la suba de los salarios”

El Defensor del Pueblo bonaerense, Guido Lorenzino, advirtió hoy que el aumento de la tarifa de gas que comenzará a regir en diciembre próximo “no es razonable” debido a que la suba “no es proporcional con el incremento de los salarios”, al tiempo que volvió a reclamar que lo que se discutan en las audiencias “sean de carácter vinculante”.
Lorenzino expuso hoy en la audiencia pública que se realizó para definir el nuevo cuadro tarifario de gas en el barrio porteño de la Boca, en la que consideró que el aumento “es legal pero no legítimo”.
Si bien reconoció la necesidad de actualizar las tarifas y recomponer el sistema energético, cuestionó que el costo siga recayendo sobre los usuarios.
“Hay una realidad, y es que el incremento de las tarifas no es proporcional con el salario de la gente. Es un cuadro legal pero no legítimo”, sostuvo.
Agregó que en la Defensoría provincial “hicimos más de 500 presentaciones individuales de bonaerenses que no pueden pagar la tarifa. No es proporcional el incremento de las tarifas con el salario de la gente”.
Puntualizó que “el 70% de las personas que deberían acceder a la tarifa social no la tiene, y la garrafa social no se consigue al valor que dice el Gobierno”.
“La tarifa social en la Provincia hoy solo cubre al 20% de los que debería tener ese beneficio. El enunciado es bueno, pero no se conecta con lo que sucede en la realidad”, graficó.
El Defensor del Pueblo cuestionó además las características de las audiencias públicas y reclamó que sean vinculantes.
“Debatir cuando una decisión está tomada es una pérdida de tiempo; sólo estamos convalidando lo que ya está decidido. Hay que buscar canales reales de participación y no de mero formalismos”, concluyó.