Gremios docentes bonaerenses rechazan el Operativo Aprender

Los secretarios generales del Sindicato Único de Trabajadores de la Educación (Suteba) y de la Unión de Docentes bonaerenses (Udocba), Roberto Baradel y Miguel Díaz, respectivamente, se manifestaron hoy en contra del Operativo Aprender y manifestaron que a través de esa evaluación el Gobierno traza un diagnóstico de la situación pero no logra mejorar la educación.
El Secretario General de Udocba, Díaz, opinó que “nos pasamos de diagnóstico en diagnóstico, como si fuéramos saltando las piedras en el río, pero nunca hablamos de la educación”.
“Es el cuento de nunca acabar: tenemos un diagnóstico, pero no saben qué hacer con él. Cuando haya un plan en serio podremos discutir cuál es la mejor educación”, reflexionó el dirigente gremial.
“La educación está mal, eso lo sabemos. ¿Qué vamos a hacer con eso?, ¿Qué métodos vamos a usar?, ¿Vamos a cambiar contenidos porque están perimidos o no?, ¿Vamos a cambiar las formas de enseñanza?”, se preguntó y graficó que “los pibes aprenden distinto; en simultáneo, desde el celular, chatean al tiempo que compran y leen alguna página”.
Sostuvo que “hay 100 preguntas para plantearnos, porque la educación es importante para que quede sólo en manos de especialistas que pasaron por la universidad pero no reconocen a un pibe ni disfrazado de gaucho” y ejemplificó que “es como querer hacer un edificio sólo con arquitectos, sin capataces, ni albañiles, ni gasistas o electricistas”.
Para Díaz la escuela debe ser “creativa”, “sorprender” y “volver a entusiasmar” a los alumnos.
Por otro lado, dijo que en la provincia de Buenos Aires algunos docentes decidieron no tomar la prueba a los alumnos, y otros lo hicieron “sólo porque hubo una motivación económica, porque les pagan 1400 a los maestros y 2800 a los directores”.
En la misma línea, el titular de Suteba, Baradel, expresó que “nosotros estamos de acuerdo con las evaluaciones, pero no con las estandarizadas armadas por organismos externo que muestran parcialmente la situación de los chicos ignorando la diversidad”.
“Rechazamos este tipo de evaluaciones porque además el gobierno nacional el año pasado no hizo nada con los resultados: no pensó nuevas estrategias pedagógicas ni cómo mejorarla”, dijo y apuntó que “muchos maestros decidieron not tomar la prueba por estas tazones”.
Baradel enfatizó que “hasta ahora el Gobierno sólo dice que la educación está mal porque quiere convencer a todos de que lo que se hizo estos años no sirvió para nada” y añadió que “eso es una gran mentira porque si bien es cierto que necesitamos más recursos y falta largo trecho para tener una educación de calidad, pero se hicieron las bases para poder avanzar”.
Luego pidió que desde el Ejecutivo “se convoquen a los docentes, a los padres, a los estudiantes y a toda la comunidad educativa para opinar y ser parte” ya que, analizó, “la educación es demasiado importante para dejarla sólo en manos del ministro de turno”.