La defensa de De Vido apuntó al maquinista y calificó a la acusación de “escenario de ciencia ficción”

Los defensores del ex ministro de Planificación Julio De Vido consideraron insostenible y originada en un “escenario de ciencia ficción” a la acusación contra su cliente en el juicio oral por la tragedia de Once, que comenzó hoy en los tribunales federales de Retiro.
“Afirmamos nuestra sorpresa, como mínimo, al verificar la insostenibilidad fáctica y normativa de la imputación”, sostuvieron los nuevos abogados de De Vido, Maximiliano Rusconi y Gabriel Palmeiro, en un comunicado que difundieron poco después del inicio de la audiencia.
En esa declaración, los letrados insistieron en apuntar al maquinista del tren, Marcos Córdoba, como responsable por lo ocurrido en febrero de 2012.
Los letrados advirtieron sobre un “escenario de ciencia ficción” para sostener que “desde los más altos niveles de gestión adminstrativa se podría controlar todas y cada una de las formaciones antes de su salida”, aludieron en relación al tren que chocó en Once.
“Debemos decir que ha sido exclusivamente el motorman quien creó el riesgo jurídicamente reprobado que se concretó en ese resultado concreto”, agregaron sobre Córdoba, ya condenado a tres años y seis meses de prisión en el primer juicio por la tragedia del tren de Once, que causó 51 muertes, entre ellas la de una embarazada.
Los abogados criticaron las acusaciones por estrago culposo y administración fraudulenta con las que De Vido llegó al primer juicio oral en su contra, luego que el Tribunal Oral Federal 2 a cargo del primer juicio ordenara al juez federal Claudio Bonadío investigarlo.
“Creemos que el juicio concluirá con la única respuesta posible: la inocencia del señor Julio De Vido”, concluyeron los letrados.