Se registraron 94 femicidios en la provincia de Buenos Aires en el año 2020

Un total de 94 femicidios se registraron en la provincia de Buenos Aires en el año 2020, el 65% de los asesinatos de mujeres fueron producto de la violencia de género y el 51% de esos crímenes fue cometido por la pareja de la víctima, de acuerdo al Informe de Femicidios y Procesos Penales de Violencia Familiar y de Género elaborado por la Procuración bonaerense.
El trabajo dado a conocer hoy se basa en todas las causas iniciadas por delitos ocurridos en un contexto de violencia familiar y/o de género, consignados en el Registro Penal de Violencia Familiar y de Género del Ministerio Público y todas las investigaciones iniciadas por hechos considerados como femicidios.
Así, los datos oficiales muestran que durante el año 2020 se iniciaron un total de 109.734 procesos penales de violencia familiar y/o de género (incluye los procesos penales iniciados en el Fuero de Responsabilidad Penal Juvenil y en el Fuero Criminal y Correccional).
Ello representa el 13,6% del total de procesos penales iniciados durante el transcurso del año, que fueron 804.162.
Del trabajo de relevamiento se pudo advertir que del total de las víctimas registradas (108.347), el 78% fueron de sexo femenino; mientras que en el 89,4% de las causas donde se consignan víctimas femeninas, los imputados o sindicados fueron de sexo masculino.
Con relación a los delitos denunciados en el marco de estos procesos penales, se advierte que el 32,8% se corresponde con “amenazas”, el 27,1% con “lesiones”, el 10,5% con “desobediencias”; luego le siguen, en menor porcentaje, los delitos de “abuso sexual” (5,1%), “daño” (5,1%), “infracción a la Ley N.° 24.270 – Impedimento de Contacto” (3,2%), entre otros.
Del análisis de los casos de femicidios, surge que durante el año 2020 se iniciaron 90 procesos penales por muertes de mujeres producto de la violencia de género, con un total de 94 víctimas fallecidas.
El informe revela que 14 víctimas habían realizado denuncias penales contra quien luego resultó su femicida.
También se ha podido acreditar que el principal móvil de las muertes violentas de mujeres fue la violencia de género. En efecto, las 94 víctimas de femicidio representan el 65,3% de la totalidad de víctimas femeninas de homicidios consumados en la provincia.
En cuanto a la estacionalidad, la mayor cantidad de casos del 2020 ocurrieron en los meses de marzo (13 -8 previo al ASPO y 5 durante el ASPO-), abril (12) y junio (10).
El 86,2% de los femicidios ocurrieron en la vivienda (esta categoría que incluye la vivienda de la víctima, del victimario o compartida por ambos, o de otra persona).
Además, el 29,8% de los femicidios fue perpetrado con un arma blanca; el 27,7% fue consumado a través de la fuerza física, mientras que en un 20,2% de los casos el medio utilizado resultó ser un arma de fuego.
Se observa también que, del total de casos en los que se pudo constatar el vínculo entre la víctima y el victimario (91), el 94,5% de las víctimas conocía al femicida: el 73% tenía un vínculo de pareja, ex pareja o noviazgo con el femicida.
Se destaca a su vez, que del total de víctimas el 22,3% tenían entre 18 y 30 años, mientras que junto con la categoría etaria de 31 a 40 años suman más del 40% de las víctimas.
Se detectó también, que durante el año 2020 al menos 134 hijos e hijas fueron víctimas indirectas del femicidio de sus madres: en 69 casos son mayores de edad y en 65 menores de 18 años.
En tanto, dos de las víctimas estaban embarazadas.
Con todo, la tasa anual de víctimas de femicidios para la Provincia en 2020 fue de 1,05% cada 100.000 mujeres.
En el año 2020 se identificaron a 92 imputados: el 2,2% confesó o se entregó tras cometer el femicidio; el 10,9% fue aprehendido en flagrancia; el 22,8% ocultó haber sido el autor del crimen; el 2,2% pidió ayuda o asistió a la víctima; el 10,9% se deshizo del cuerpo; el 38% se fue del lugar del hecho; el 12% se suicidó; el 1,1% otros.
En el caso de los procesos en los cuales se extinguió la acción penal por fallecimiento de los imputados/sindicados, en 11 casos se suicidaron inmediatamente luego de cometer el femicidio, 1 se suicidó en una etapa posterior y 2 fallecieron por causas naturales.
Con relación a los imputados/sindicados, el 56,5% tenían al momento del hecho entre 18 y 40 años.
Según se planteó desde la Procuración, «los datos oficiales que emergen del informe revisten relevancia en la medida que transparentan la magnitud y características de estos gravísimos delitos que preocupan a toda la sociedad y sus instituciones, como objetivo estratégico de política criminal del Ministerio Público».
«Por otra parte, permite acercar a la sociedad la problemática de la violencia familiar y de género que impacta en el ámbito penal, a través de datos cuantitativos que posibiliten el acceso a la información, así como la formulación de políticas públicas basadas en evidencia», se señaló.